A dos toques

Alvino, el DT que ascendió a Laprida por segunda vez, no continuará en el cargo: “veíamos la falta de acompañamiento dirigencial”

El experimentado entrenador del “Verde” decidió dar un paso al costado como y se lo comunicó a sus jugadores en el vestuario luego del partido con Florentino Ameghino.
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on email

Con la satisfacción de haber ascendido por segunda vez, pero con la tristeza de no poder continuar en Laprida en la Primera A de Comodoro Rivadavia, Juan Alvino se alejó del club luego del encuentro con Florentino Ameghino por las semifinales del Zonal B.

El DT del “Verde” habló con Pasta de Campeón luego de la navidad, y brindó su punto de vista. “Creo que fue un año muy positivo, ya que fuimos competitivos durante el torneo, seguimos con la metodología de promocionar jugadores del club y cerramos el año con el objetivo cumplido”, comenzó diciendo en su relato.

Alvino tiene su lugar ganado en la historia del club Deportivo Laprida al llevarlo a la Primera A en 2009 y 2022, pero no continuará en su cargo por una decisión propia al darse cuenta que no era respaldado por la actual comisión directiva. “El ascenso es el broche de oro a todo el esfuerzo que veníamos haciendo, fueron dos años de mucha trabajo, planificado con mi grupo de profes que estuvimos juntos en el club, somos gente con mucho sentido de pertenencia hacia la institución, lo hicimos más de corazón que por dinero, yo al club jamás le cobre, siempre le trabaje gratis, y lo mas lindo y especial fue que lo logramos con mi hija como profe, eso no tiene precio”, remarcó el DT.

No es fácil lograr un ascenso en Comodoro Rivadavia. La Primera B es muy competitiva, pero el conjunto del Far West consiguió el tercer ascenso luego de Ameghino y Deportivo Roca. “Las claves de este logro obtenido fue el compromiso que tuvimos todos, fue muy importante el deseo y las ganas del plantel y cuerpo técnico de ser parte de la historia este club, fuimos leales con nuestras convicciones,  creímos en nosotros, en la adversidad estuvimos unidos con los jugadores, eso nos llevo a que hoy los chicos sean parte de la historia del club, algunos por primera vez y otros por segunda vez, ya que algunos fuimos participes del ascenso del 2009”, destacó.

La decisión de no seguir era algo que Alvino lo venía charlando con su cuerpo técnico, al nota que desde la dirigencia no tenían la respuesta esperada ante algunas solicitudes. “Nosotros veíamos la falta de acompañamiento dirigencial. Esta nueva comisión llegó con ideas nuevas, crearon muchos departamentos en una misma comisión,  gente encargada específicamente de lo que es una institución, lo que es departamentos de deportes,  la que estaba ligada con nosotros,  nunca nos dio ninguna solución a los problemas que fuimos teniendo, tema elementos para los profes, refuerzos a mitad de año cuando pudimos reforzar, muchas cosas que se hablo y no se cumplieron. Te vas dando cuenta que los resultados ayudan, acompañan y se enfocan en otras cosas, y lo más triste y doloroso para uno que trabajo gratis durante años es que faltando dos fechas para terminar el campeonato ya se había recibido propuestas de técnicos con un valor  de 80.000 pesos cada uno. Fue por eso que me despedí del plantel después del partido de Ameghino  en el vestuario”, confesó.

La posibilidad de dirigir en la Primera A era algo que Alvino quería, pero al darse cuenta de cómo venía la mano la desilusión comenzó a ser más grande. “Obvio que me hubiera gustado dirigir en la A, hicimos los meritos suficientes me parece”, afirma al declarar y continúa hablando de sus jugadores. “Los chicos no dijeron nada, pero ellos saben lo que paso, se lo hicieron saber al presidente en un asado compartido, pero bueno, se ve que no entiendo lo que pedíamos jugadores y cuerpo técnico! lo más decepcionante de todo esto, que los directivos jamás me llamaron para una reunión, nada, le escribí al presidente ayer (navidad) informando mi decisión ya que él no había estado ese día en la cancha. Se lo comunique terminado el partido con Ameghino a unos de los dos directivos que nos acompañaron, el cual le comunico al presidente”, explicó Alvino.

El DT trabaja como chofer en una empresa petrolera, y al “bajar del campo”, iba al club para dirigir Primera y Reserva sin recibir dinero a cambio. Alvino es un agradecido a los que siempre lo han acompañado en este difícil proceso que es un ascenso, y remarcó: ” quiero es agradecer el acompañamiento a la comisión del hincha, que fue importantísimo el trabajo que realizaron durante este año, colaborando con premios económicos a los chicos del plantel para solventar gastos, ejemplo traslado, y eso es para valorar muchísimo, y dar gracias más que nada por el respeto y paciencia que se nos tuvo. Mil gracias a todos, de corazón, no es un adiós, sino un hasta pronto mi querido club Laprida”, concluyó el entrenador que llevó al “Verde” dos veces a la Primera A.

(Foto: Carlos Alvarez – PDC)

Historias PDC

A dos toques