Leandro Fogel: el comodorense que se recibió de profesor y compite con Gimnasia en Liga Nacional

Leandro Fogel es el claro ejemplo de que el estudio y el deporte van de la mano. Siempre y cuando haya esfuerzo y dedicación para llevar adelante ambas responsabilidades. El joven de 21 años logró recibirse de profesor de Educación Física en diciembre del 2021. Ahora disfruta de tener su título y continúa entrenando con Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia, formando parte del plantel de Liga de Desarrollo y Liga Nacional, donde proyecta su carrera: “sueño con jugar profesionalmente al básquetbol”, remarcó.

Publicado el domingo 16 de enero de 2022
Leandro Fogel: el comodorense que se recibió de profesor y compite con Gimnasia en Liga Nacional

(Por Daniel Maldonado)

Leandro Fogel tenía pensado arrancar con el profesorado de Educación Física desde quinto año del secundario, cuando estudiaba en la Escuela Hipólito Yrigoyen. Tenía claro -principalmente- que quería estudiar, y entre las opciones, terminó inclinándose por esa carrera que inició en el año 2018.

Quizás su infancia ligada al deporte influyó en su decisión -de chico también jugaba al fútbol en el puesto de arquero-, en medio de su esfuerzo por crecer día a día en las categorías formativas de Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia.

"Los primeros dos años fueron muy duros, más que nada por la carga horaria que tenía el instituto en su plan de estudio. Me costó adaptarme durante los primeros meses, con los entrenamientos y ser constante requería de un esfuerzo muy grande", reconoce el joven deportista.

Sin embargo, poco a poco fue agarrándole la mano y encarándolo de una buena forma con el estudio y el deporte. "Con el correr de los años pude mantenerlo y me permitió recibirme con 21 años, que era la meta que tenía", expresó.

El año 2019 y el último de la carrera en el 2021 fueron elegidos por Fogel como los más duros. "El primero fue donde más materias tuve, me llevaba muchas horas de estudio. A veces cursaba todo el día y salía de ahí, y me iba a entrenar al Socios Fundadores", explicó.

"Mientras que en la segunda mitad del último año, de agosto a diciembre costó bastante, ya que arrancamos la pretemporada con el plantel de la Liga Nacional y estaba cerrando materias, por lo que no podía entrenar por la mañana pero me sumaba al turno tarde. El cuerpo técnico tuvo mucha consideración y me daba la libertad de poder priorizar mis estudios", remarcó.

Asimismo, el apoyo familiar fue fundamental durante toda su carrera, pero aún más en la última parte, "donde me encontraba más complicado para recibirme. Estaba cansado, pero su respaldo fue el empujón que necesitaba para poder cerrarla".

Su familia está compuesta por su mamá Edith, su padre Juan Carlos, y sus hermanos Diego, Jonathan y Johanna. “Ellos fueron fundamentales durante todo el proceso. En los últimos meses venía durmiendo poco para poder estudiar de noche, ahí me hacía un tiempo. Creo que fueron quienes me dieron fuerzas para seguir y siempre lo voy a remarcar, y son mi pilar”.

Con respecto a su relación con el entrenador del plantel profesional del "Verde", Martín Villagrán, comentó: "muchas veces hablamos de situaciones que pasó cuando él estudiaba y trabajaba a la par. Siempre me aconsejó para bien y me incentivó a que termine mis estudios, más a mi temprana edad. Dándome recomendaciones en cuanto a la carrera y cómo la transitó", indicó.

La recibida y el reconocimiento en el Socios Fundadores

Finalmente, Leandro pudo rendir su último final en el mes de diciembre del 2021 y ponerle el broche de oro a su ciclo de estudio, recibiéndose dentro de los cuatro años de duración de la carrera y celebrando ante sus amigos y seres queridos.

En este marco, el club decidió reconocerlo en la previa del encuentro que disputó ante Atenas de Córdoba en el Socios Fundadores, el 11 de diciembre pasado, dándole un obsequio con la insignia "Profe Lea Fogel" y recibiendo el aplauso de todos los presentes. "Fue muy lindo, me tomó por sorpresa. Estoy muy agradecido a toda la gente de Gimnasia".

Sobre su futuro, Fogel sostuvo: "este año pienso en seguir entrenando, poder estar en la Liga de Desarrollo, que es un lindo torneo con grandes equipos y buenos jugadores. La voy a terminar acá en el club. Y quiero jugar al básquet a nivel profesional, es otra meta que quiero cumplir", resaltó.

"Por ahora no tengo ofertas laborales. Me gustaría también seguir formándome como docente, haciendo capacitaciones de curso para seguir profesionalizándome", sentenció en un claro ejemplo de que el estudio y el deporte van de la mano. Siempre y cuando haya esfuerzo y dedicación para llevar adelante ambas responsabilidades.

Hotel Comodoro